Col Blanca

Descripción

La col blanca es un alimento muy popular y, gracias a sus buenas condiciones para el almacenamiento, se puede disponer de ella durante todo el año.

La Col blanca es un vegetales en forma redonda y fácil de reconocer por su gran tamaño. Posee un color verde claro en su interior y un color verde obscuro en sus hojas externas. Su textura es muy crujiente cuando está cruda y tiene un sabor semidulce y ligeramente amargo.

RECOMENDACIONES

Elegir la col que presenten una masa limpia, firme y compacta, con hojas verdes y tiernas. Manipular lo menos posible el vegetal para evitar dañar y perder hojas.

ALMACENAMIENTO

Mantenerla en refrigeración. Evitar almacenarla junto a vegetales ó frutos que produzcan etileno para evitar su envejecimiento. Temperatura óptima de conservación: de 1ºC a 4.4ºC Humedad relativa: 95 a 100% Produce etileno: No es Sensible a la exposición del etileno.

PREPARACIÓN

La col se puede utilizar cruda en ensaladas ó cocidas en diferentes platillos. Se recomienda cortar ó picar en exceso ya que de esta forma se promueve la pérdida de humedad y por consiguiente el marchitamiento.
La Col o Repollo constituye una hortaliza importante de la dieta alimenticia.

PROPIEDADES NUTRITIVAS

La Col es una buena fuente de Vitamina C, no contiene grasa, grasa saturada ni colesterol. Ayuda al sistema digestivo limpiando el tracto digestivo y mejorando la digestión.

 

col_blanca_info